El consumo de alimento no se ve incrementando en la misma medida que lo hace el porcentaje de postura, lo que podría originar un balance negativo en el consumo de nutrientes, hecho que ocasionaría un problema mayor en el caso de que no se hubiesen alcanzado en la fase de recría los objetivos de peso y uniformidad.

La fase del inicio de postura es un periodo clave en la vida productiva de la gallina ponedora; un número relativamente elevado de problemas podrían surgir en esta fase con un impacto negativo en la consecución del pico de postura así como en su posterior rendimiento productivo y persistencia. El porcentaje de la postura aumenta muy rápidamente, aunque el consumo de alimento no se ve incrementado en la misma medida, lo que podría originar un balance negativo en el consumo de nutrientes.

Fase de Pre-pico de Postura
15-18 semanas de vida
24-25 semanas de vida, momento en el
que alcanza el pico de producción de huevos

La fase del Pre-pico de postura se podría definir como el período de tiempo entre la entrada de la pollita recriada al galpón de postura, 15-18 semanas de vida, y la edad en la que la ponedora alcanza el pico de producción de huevos, 24-26 semanas de vida.

Debido al marcado interés en prolongar el período de postura, de 72 a 90/100 semanas de vida, por parte de las empresas de genética y de los productores, el cuidado y alimentación en la fase de Pre-Pico se hace cada vez más importante. Ocurre de manera especial cuando podría dar lugar a nuevas recomendaciones de nutrientes y el uso de aditivos, específicos para esta fase, que ayudarían a lograr un mejor arranque de postura, que a su vez también tendría un efecto beneficioso en el resto de su vida productiva.

Evitar el Balance Negativo
Con el fin de alcanzar un buen desarrollo corporal de la gallina ponedora en el inicio de postura, deberíamos conseguir que la ponedora obtuviese un óptimo consumo de nutrientes, de esta manera evitaremos la movilización de nutrientes de sus reservas corporales.

Debemos considerar que el balance negativo en el consumo de nutrientes, además de limitar el rendimiento productivo, también puede afectar negativamente a la función metabólica del hígado, debido a un exceso de movilización de la grasa corporal, y al sistema óseo por un mayor metabolismo del calcio destinado a la formación de la cáscara del huevo.

Transición de la granja de recría a la de postura

Durante el periodo de transición de la granja de recría a la de postura, la pollita experimenta muchos cambios que pueden tener un efecto negativo en su adaptación al galpón de postura, y a su vez ésta no adecuada adaptación pudiese repercutir negativamente en el inicio de la postura.

Los factores a tener en cuenta en este proceso de adaptación son el transporte, nuevo equipamiento y entorno –población microbiana– del galpón de postura, programa de estimulación de luz, inicio de la producción y composición del alimento.

Alimentación de gallinas en la fase del Pre-Pico de postura

Óptima ingesta de nutrientes para conseguir el mejor rendimiento productivo

El proyecto de alimentación de la gallina en la fase de Pre-Pico de postura ha sido desarrollado en el centro de investigación de avicultura Trouw Nutrition R&D – PRC.

La utilización de aditivos que pudiesen reducir la aparición de trastornos digestivos y mejorar la salud intestinal, ayudarían a una mejor adaptación de la pollita, y en consecuencia a conseguir un mayor rendimiento productivo al inicio de la postura.

El objetivo de este proyecto de investigación fue desarrollar una estrategia de alimentación, específica en la fase del Pre-Pico de postura –17-24 semanas de vida–, con la que la ponedora logre una mayor ingesta de nutrientes, superior al de los estándares actuales, favoreciendo el óptimo desarrollo corporal y adaptación al inicio de la postura, que se traduciría en un mayor rendimiento productivo.

La línea de investigación de este proyecto estuvo dirigida en dos áreas:

  • Desarrollar una estrategia de alimentación en la fase de Pre-Pico de la postura, que permita un aumento en el consumo de nutrientes y alcanzar un óptimo inicio de la postura.
  • Test de diferentes aditivos que pudiesen mejorar el metabolismo y la salud intestinal para conseguir una mejor adaptación de la pollita al inicio de la postura.

Para la ejecución de este proyecto fueron necesarias realizar dos pruebas:

  1. Estudio 1: En la primera prueba se ensayaron diferentes estrategias nutricionales y aditivos, en la fase de Pre-Pico, para comprobar su efecto en el consumo de nutrientes, en el desarrollo corporal de la ponedora y su impacto en los rendimientos productivos en la fase de Pre- Pico –19 – 24 semanas de vida– y en la fase de Pico de postura –25 – 32 semanas de vida–.
  2. Estudio 2: Una segunda prueba fue realizada para comprobar si los tratamientos realizados en la fase de Pre-Pico pudiesen tener algún efecto en fases posteriores de producción –54-56 y de 70-74 semanas de vida–.

Estudio 1

Valoración de diferentes estrategias nutricionales en la fase de Pre-Pico de postura.

El estudio siguió un diseño factorial de 3 dietas x 3 correctores vitamínico mineral, administradas desde la semana 17 hasta la semana 24 de vida, final de la fase de Pre-Pico de postura –17-24 semanas–.

Las tres dietas consistieron en:

  • Dieta de control –DC– Formulada en base a las recomendaciones nutricionales estándar de la empresa para el arranque de la postura
  • Dieta Enriquecida –DE– Formulada con un mayor concentración nutricional.
  • Dieta Pre-Pico –DPP– Formulada para lograr una mayor ingesta de nutrientes

Los tres correctores consistieron en:

  • Corrector estándar –CE– Premezcla vitamínico –mineral comercial estándar
  • Corrector 1 –C1– Premezcla vitamínico – mineral con mayor aporte de minerales y vitaminas
  • Corrector 2 –C2– Corrector estándar al que se añadió el aditivo mejorante de la salud intestinal Selko Presan®

La Tabla 1 resume los tratamientos y las fases utilizadas durante el ensayo.

Metodología

  • Se alojaron 1.408 gallinas ISA Brown en jaulas colectivas
  • Se realizaron 7 réplicas de 22 gallinas por cada uno de los 9 tratamientos
  • Las gallinas ponedoras utilizadas en este experimento, fueron seleccionadas en la granja de recría con un peso corporal objetivo de 100 gramos inferior al recomendado por el estándar de ISA Brown a las 15 semanas de vida Con el fin de conseguir en la prueba un mayor desafío, el lote de gallinas fue sometido a un programa de estimulación de luz precoz, inmediatamente a su entrada en el galpón de postura, a las 15 semanas de vida.

Las gallinas, durante toda la prueba, se mantuvieron a una temperatura por encima de las condiciones de confort –26°C a nivel de la gallina, 24 °C en el galpón de postura–, que pudiese limitar el consumo de alimento.

Los resultados obtenidos durante y después de la fase de Pre-Pico –Tabla 2– nos muestran que el aumento de la concentración nutricional de la dieta, DE, no obtuvo ningún efecto positivo sobre los resultados productivos.

Las gallinas alimentadas con DPP lograron un mayor consumo de alimento y de nutrientes –aminoácidos, calcio y fósforo–, Tabla 3.

Fase de pre-pico

Resultados productivos

En la fase de Pre-pico –19 a 24 semanas–, las gallinas alimentadas con DPP produjeron huevos de un mayor gramaje, en comparación con las otras dos estrategias nutricionales.

Los resultados productivos en todo el periodo de la prueba –19 a 32 semanas– también nos muestran que las gallinas alimentadas con DPP obtuvieron una mayor producción de masa de huevos en comparación con los otros dos lotes alimentados con DC y DE.

Las interacciones observadas entre la dieta y el corrector vitamínico mineral muestran que DPP combinada con la Corrector 2 obtuvo, con una diferencia estadística, la mayor producción en número y masa de huevos por gallina alojada.

No se observaron diferencias de peso corporal ni de crecimiento entre los diferentes tratamientos.

La diferencia entre el peso corporal del estándar y el real de las pollitas a la entrada en el galpón de postura se fue reduciendo a medida que fue desarrollándose la prueba, 113 gramos en la 15a semana, 86 gramos en la 24a semana y 30 gramos a la 32a semanas de vida.

Los resultados sugieren que las gallinas ponedoras crecieron según los objetivos del estándar a pesar de las condiciones desafiantes en las que fue desarrollada la prueba.


Estudio 2

Valoración del efecto de la dieta Pre-pico en la fase final de postura

En esta segunda prueba fueron evaluados los resultados productivos al final de la postura en los lotes de gallinas alimentados con las diferentes estrategias nutricionales administradas en la fase de pre-pico de postura.

  • Se realizaron 2 controles a las 54-56 y 70-74 semanas de vida
  • Dado que no se detectaron diferencias en términos de rendimiento productivo ni en la calidad de la cáscara de huevo
  • Se concluyó que la estrategia de alimentación utilizando DPP no influyó negativamente a lo largo de la vida productiva de la gallina, y por lo tanto podría ser utilizada como estrategia de alimentación en el arranque de la postura –Tabla 4–.

Con la utilización de la Dieta Pre-Pico conseguimos que el consumo de nutrientes sea más elevado, una mejora en la producción en número y masa de huevos, hasta las 32 semanas de vida, obteniendo los siguientes resultados:

  • Producción de +2 huevos/gallina, en el período comprendido entre 19-32 semanas de vida.
  • Mejora de los costes de producción.
  • Estimulación temprana de la postura en dos semanas.
  • La utilización de la dieta enriquecida no
    proporcionó ninguna mejora productiva.
  • Las gallinas alimentadas con la dieta pre-pico –DPP– junto con el aditivo mejorante de la salud intestinal proporcionó el mejor rendimiento productivo.
  • Los resultados mostraron una mayor masa de huevo producida en comparación con el resto de tratamiento, consecuencia de una mejor utilización de los nutrientes, muy probablemente debido a una mejor salud intestinal.
  • En base a los resultados obtenidos en nuestro centro de investigación hemos realizado más de 20 pruebas de campo utilizando la dieta Pre-Pico en diferentes granjas y con diferentes estirpes genéticas.

En todos los casos, los resultados de campo confirmaron los resultados obtenidos con la dieta Pre-Pico, obteniéndose mejores pesos corporales de las gallinas al llegar al pico de la postura, mejores picos de postura y un mayor tamaño del huevo del que obtenían con el alimento 1a fase tradicional, como se puede apreciar en algunos de los datos de campo que se adjuntan:

Los resultados obtenidos con la dieta Pre-Pico mostraron mejores picos de postura y un mayor tamaño del huevo.


Deja un comentario